imagotipo

Ivana será su heredera

  • ESTO
  • en Deportes

El medallista olímpico Iván García vive un sueño, el anhelo de ser padre. ¡Siempre lo que quiso…! Y a Paola Espinosa, a la mujer que le entregó su corazón y dentro de cuatro meses tendrá la oportunidad de abrazar a su primogénita que llevará el nombre de Ivana.

Pensaba que lo mejor que le había pasado en su vida era la medalla olímpica:

“Estamos viviendo algo maravilloso, con mucho amor, responsabilidad y obviamente soñando los dos, cómo serán nuestras vidas en un futuro con nuestra hija, y por qué no estar en Tokio y que ella nos apoye desde las gradas, eso nos ilusiona mucho y nos motiva”.

El subcampeón olímpico de Londres 2012, será sometido a una segunda cirugía de los tendones de la rodilla, reiteró que vive esta etapa con amor, sinceridad y  comunicación.

“Nos enteramos que es niña y muy emocionados, ya compramos sus primeras cositas hasta un traje de baño y espero que no sea clavadista. Pero muy felices,  y lo compartimos con amigos, mi familia y con todas las personas que nos quieren recibimos sus mejores vibras y siento que le hace muy bien a la bebé. La mamá se ve  bonita, ya se le empieza a notar la pancita y es realmente muy hermosa”.

Todavía no siente las pataditas de su hija. “Tenemos esa sensación de querer verla y tenerla. De hecho me levante hoy  y le dije a Paola: soñé hoy con Ivana, así se va a llamar, y me dijo que también últimamente ha soñado con ella y ya estamos ansiosos de que nazca”, reiteró el “Pollo” al hablar de la hija como una prolongación de sus vida misma.

Ahora espera recuperarse lo más rápido posible y estar listo para las competencias fundamentales rumbo a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en las mejores condiciones y responder a sí mismo como uno de los clavadistas de mayor grado de dificultad.