imagotipo

Tijuana y Santos empatan a uno en la jornada 11

  • ESTO
  • en Deportes

Un “lucero” apareció y brilló en la frontera para rescatar un empate agónico frente al Santos Laguna. Juan Martín entró de cambio y fue el héroe de la jauría. El tanto del delantero argentino echó a perder la fiesta que ya tenían armada los de Torreón, 1-1 final
EL PARTIDO

Como auténticos guerreros, Santos se plantó agresivo en la perrera tijuanense. El cuadro albiverde supo controlar la rabia de los Xoloitzcuintles. El cuadro lagunero tomó la posesión del balón. Tijuana volvió a verse vulnerable en su casa.

Osvaldito Martínez, Djaniny Tavares y Julio Furch presionaron a la zaga fronteriza. Lajud comenzó a tener actividad en su área.

Osvaldo probó en dos ocasiones su disparo de larga distancia. Los Guerreros siguieron encima. Osvaldito no perdonó más. El antes jugador de las Águilas sacudió la red desde lejos. Sus intentos fructificaron.

Luego de la vacuna los Xoloitzcuintles bajaron todavía más el ritmo. Santos tuvo el dominio total de la batalla. El “Piojo” Herrera despertó a sus perros con tantos gritos desde la banca. Tijuana por fin despertó. Malcorra casi provocó un autogol de Araujo, Izquierdoz llegó a alejar todo. Con la ventaja a su favor Santos logró irse al vestidor.

Al volver al campo el “Piojo” decidió darle ingreso a Paul Arriola. El “Negro” Medina se retiró. Xolos fue más intenso, la jauría por fin mostró rabia. Avilés, Malcorra y Arriola trataron de fabricar opciones para Caraglio.

Milton estuvo más activo al frente. Uno de sus remates, Orozco lo sacó en la línea.

Tijuana superó en el campo a los albiverdes. El “Chepo” de la Torre se enfadó por el cambio de actitud de su equipo. De la Torre decidió refrescar a su plantel, Diego de Buen y Jonathan Rodríguez entraron al campo.

Los roces se incrementaron en el campo. El “Piojo” y el “Chepo” se reclamaron en la zona de bancas. Miguel se fue expulsado. Los ánimos se calentaron al final del juego. Rodríguez salió expulsado por una patada sobre Tavares.  En la agonía del juego Lucero brilló y emparejó la batalla. Santo empate en la frontera.