imagotipo

Identifican a 26 sujetos dedicados a robar

  • Yoanna Romo
  • en Hermosillo

Mediante la aplicación de los protocolos del Código Rojo, se ha logrado detectar a 26 individuos que perjudican a la población hermosillense con robos en diversas modalidades, así como su modo de operar, reveló ayer Adolfo García Morales, secretario de Seguridad Pública en Sonora.

Explicó que como parte de este código se cuenta con un grupo de especialistas que realizan un análisis de los grupos delictivos que en la actualidad hurtan vehículos, comercios y casas-habitación.

Destacó la presencia de un grupo de cuatro personas que se dedican a robar vehículos de modelo reciente, de 2014, 2015 y 2016, y empezaron estas actividades delictivas en Ciudad Obregón, después en Guaymas y ahora operan en Hermosillo.

García Morales indicó que en la actualidad el modo de operar de los ladrones es sustraer el auto, dejarlo cerca y llevarse las llantas, así como diversas piezas.

Son pocos las unidades del año o de modelos recientes que roban, aclaró, y se tiene detectado hacia donde los envían, que suele ser al Sur del Estado, como a Navojoa, para después pasarlos a Sinaloa.

Enfatizó en que hay un problema en Hermosillo de autos robados, y se harán filtros ya que se recupera una gran cantidad de vehículos.

“Hay un protocolo para la actuación, afortunadamente se cuenta con la Procuraduría General de Justicia del Estado, se han sumado agentes del Ministerio Público e investigadores que están trabajando en estos casos, pronto se darán resultados de la detención de estos grupos de criminales”, afirmó.

El funcionario estatal, sin precisar cifras, dijo que el hurto de carros en Hermosillo ha incrementado en los últimos meses, aunque también en lo que va del año han recuperado más de 500.

Debido a que había fallas en el protocolo de Código Rojo, elementos de Seguridad Pública recibieron una capacitación con la finalidad de combatir la inseguridad, señaló.

Este equipo está conformado por oficiales de la Policía Estatal Investigadora (PEI), de la Policía Estatal de Seguridad Pública (PESP), de la Unidad de Inteligencia y agentes municipales, puntualizó.

El despojo

El despojo de un vehículo a una mujer el pasado martes que llevaba en su interior a dos niños fue el primer Código Rojo que se presentó después de las capacitaciones que recibieron los policías, dijo, en esta ocasión el resultado fue favorable ya que se detuvo al delincuente y se mantuvo a salvo a los menores.

Detalló que el caso registrado hace dos días empezó desde las 3:00 horas cuando se robaron un vehículo Toyota, la afectada no quiso interponer denuncia, tiempo después al momento de acudir con la víctima, la Policía Municipal encontró al presunto robacarros.

“Estaba con ella acusándola para que no pusiera la denuncia correspondiente, es donde (la Policía) inicia la persecución y se sueltan los disparos.

“En la huida (el delincuente) se encuentra el vehículo que estaba estacionado en la gasolinera con los niños arriba y es donde se da la persecución”, relató.