imagotipo

Sonorenses en focos rojos por hipertensión

  • Alberto Maytorena
  • en Hermosillo

En el Día Mundial de la Hipertensión, Sonora se encuentra en una posición delicada con respecto a este mal, pues los altos índices de diabetes y obesidad que presenta la entidad propician su desarrollo en la ciudadanía.

El doctor Miguel Ángel López Torres, responsable estatal de riesgo cardiovascular y obesidad, señaló que la hipertensión es una patología que se presenta cuando la presión que ejerce la sangre sobre las arterias se eleva.

“Los grupos de edades más vulnerables vienen siendo principalmente los adultos mayores, pero toda la población cuenta con el factor de riesgo, en especial las personas que tienen obesidad, sedentarismo, tabaquismo y alcoholismo”, acotó.

El hombre es más propenso a tener hipertensión que la mujer, ya que esta posee un protector hormonal: los estrógenos que la protegen durante toda su vida hasta el periodo de la menopausia.

Las personas de 65 años en adelante representan el sector de la población más vulnerable a padecer esta afección, no obstante con el aumento de los casos de obesidad en niños, la hipertensión ha comenzado a manifestarse en edades más tempranas.

Si bien un factor que influye al desarrollo de la hipertensión es la herencia, pero López Torres explicó que la enfermedad no tiene una causa explicable como tal, pues sólo se tienen factores de riesgo asociable.

De acuerdo con la estadísticas de la Secretaría de Salud, el 31.5% de toda la población puede llegar a tener un problema de hipertensión, es decir, 1 de cada 3 personas

Sonora específicamente, según datos vigentes proporcionados por el Informe Sobre la Salud de los Mexicanos 2015, figura como la entidad con mayor prevalencia de hipertensión arterial por encima de estados del Norte del país como Tamaulipas y Durango.

Aunado a esto, el registro revela que el estado ocupa el segundo lugar a nivel nacional en muertes por cardiopatías isquémicas, las cuales son causadas por la hipertensión.

Los Servicios de Salud de Sonora registran aproximadamente 10 mil 592 pacientes mayores de 20 años en tratamiento por este trastorno cardiaco. La mitad de la población del país desconoce que es hipertensa, mientras que la otra parte lo sabe, pero de ellos sólo el 50% se medica adecuadamente.

El responsable estatal de Riesgo Cardiovascular y Obesidad indicó que los síntomas son inespecíficos, pero algunos pueden ser dolor de cabeza, visión borrosa, sangrado de nariz y fatiga.

“Se le conoce como el asesino silencioso a esta patología, ya que la mayor parte de las veces no genera ningún síntoma y, cuando hay una complicación aguda, por decir un infarto, éste es fulminante”, subrayó.