/ martes 11 de junio de 2019

Chiapas dona predios para cuarteles de la Guardia Nacional

Existe el proyecto de instalar 12 cuarteles distribuidos en distintos municipios<

La LXVII Legislatura del Congreso de Chiapas aprobó la desincorporación de seis predios para darlos en donación a la Federación y sean utilizados para la construcción de los cuarteles de la Guardia Nacional. Estos espacios están ubicados en las alcaldías de Bochil, Villaflores, Ocosingo, Pichucalco, Palenque y Tonalá.

Para Chiapas existe el proyecto de instalar 12 cuarteles distribuidos en distintos municipios; sin embargo, el pacto con el país vecino fue disminuir el flujo migratorio, pasando de 144 mil migrantes a 40 mil, por lo que la porosidad de la frontera podría obligar a incrementar el número de elementos de seguridad y, por ende, los cuarteles o bases.

“Es posible que el acuerdo entre México y Estados Unidos, respecto a blindar la frontera sur con la presencia de elementos de la Guardia Nacional, obligue a las autoridades federales a reconfigurar varios temas propuestos por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador”, opinó el diputado local por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Emilio Salazar Farías.

Ahora, dijo, la intención de contener el flujo de migrantes se contrapone con la propuesta de dar trabajo a cierto número de indocumentados que cruzan a México por la frontera entre Chiapas y Guatemala.

Salazar Farías consideró que la presencia de elementos de la Guardia Nacional no significa que se esté militarizando a la entidad, sino para que protejan la legalidad y la soberanía del país, además de que, al bloquear la franja fronteriza, no sólo se erradicaría el cruce ilegal de indocumentados, sino que sería un golpe al tráfico de drogas, armas, incluso de personas.

Por último, el legislador mencionó que el recurso para el sostenimiento de dicho cuerpo de seguridad estará en manos de la Federación, así que deberá estar contemplado en el Presupuesto de Egresos y constará de tres fuentes: Secretaría de la Defensa Nacional, Secretaría de Marina y Policía Federal.

La LXVII Legislatura del Congreso de Chiapas aprobó la desincorporación de seis predios para darlos en donación a la Federación y sean utilizados para la construcción de los cuarteles de la Guardia Nacional. Estos espacios están ubicados en las alcaldías de Bochil, Villaflores, Ocosingo, Pichucalco, Palenque y Tonalá.

Para Chiapas existe el proyecto de instalar 12 cuarteles distribuidos en distintos municipios; sin embargo, el pacto con el país vecino fue disminuir el flujo migratorio, pasando de 144 mil migrantes a 40 mil, por lo que la porosidad de la frontera podría obligar a incrementar el número de elementos de seguridad y, por ende, los cuarteles o bases.

“Es posible que el acuerdo entre México y Estados Unidos, respecto a blindar la frontera sur con la presencia de elementos de la Guardia Nacional, obligue a las autoridades federales a reconfigurar varios temas propuestos por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador”, opinó el diputado local por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Emilio Salazar Farías.

Ahora, dijo, la intención de contener el flujo de migrantes se contrapone con la propuesta de dar trabajo a cierto número de indocumentados que cruzan a México por la frontera entre Chiapas y Guatemala.

Salazar Farías consideró que la presencia de elementos de la Guardia Nacional no significa que se esté militarizando a la entidad, sino para que protejan la legalidad y la soberanía del país, además de que, al bloquear la franja fronteriza, no sólo se erradicaría el cruce ilegal de indocumentados, sino que sería un golpe al tráfico de drogas, armas, incluso de personas.

Por último, el legislador mencionó que el recurso para el sostenimiento de dicho cuerpo de seguridad estará en manos de la Federación, así que deberá estar contemplado en el Presupuesto de Egresos y constará de tres fuentes: Secretaría de la Defensa Nacional, Secretaría de Marina y Policía Federal.