imagotipo

Luis Selem y su Mutable persistencia

La afamada galería Ginocchio, es el recinto que alberga el reciente trabajo del pintor mexicano Luis Selem, el cual se inauguró en una velada que reunió a invitados especiales y amantes del arte, que combinada con la pasión y dedicación que el artista refleja en sus obras, se convirtió en un evento inolvidable.

El artista presenta 10 pinturas pertenecientes a su última serie, que ha venido desarrollando desde hace un par de años, que como ya es clásico en él, utiliza objetos envueltos en papel periódico, plasmados en tela con una exquisita técnica en óleo.

La reconocida escritora y crítica de arte mexicano, Avelina Lésper, ha recorrido la vasta trayectoria del mexicano y comentó “el culto a lo que vemos nos une a los objetos, somos idólatras y necesitamos personificar a lo que adoramos, así, esos objetos toman su propia dimensión, se convierten en deseo, en vínculos con la vida, con el pasado, con las emociones. Nos atamos a ellos y tratamos de protegerlos de la mirada de los otros, del paso del tiempo porque tienen algo de nosotros mismos, son nada y nos describen a nosotros. Esta fuerza, esta posesión nos dice que no son nuestros, somos de ellos”.

Durante el evento de apertura se hizo el brindis de honor, que fue muy emotivo, ya que el galerista dirigió unas palabras al artista y se hizo un recuento de su trayectoria. Además agradeció a todos los asistentes por apoyar al talento hecho en México.