/ martes 12 de febrero de 2019

El Chapo y el juicio del siglo, mejor que una narcoserie

Los propios socios dieron la estocada final a Guzmán Loera

El juicio de Joaquín El Chapo Guzmán fue un fascinante viaje a uno de los mayores y más despiadados carteles de la droga y a la vida cotidiana del capo en la clandestinidad de las sierras de Sinaloa, su estado natal, un drama con un casting impresionante: sus propios protagonistas.

La fiscalía convocó al proceso a 56 testigos, desde exsocios del Chapo a agentes del FBI, la DEA y otras agencias del gobierno, así como a funcionarios de varios países latinoamericanos.

El jurado escuchó conversaciones de El Chapo con sus socios grabadas por soplones a escondidas y otras interceptadas por el gobierno, y leyó decenas de sus mensajes de texto encriptados, así como cartas que le envió a su mano derecha desde la cárcel. También vio ladrillos de cocaína, granadas, lanzagranadas y rifles de asalto incautados o destinados al capo.

Pero, sobre todo, escuchó innumerables relatos de la vida y obra del capo contados por 14 de sus exsocios: secretarios, pilotos, un sicario, un gerente, un contador, sus mayores proveedores de cocaína en Colombia, su mayor traficante en Estados Unidos, su jefe de comunicaciones y hasta una ex amante que se escapó con él desnudo por un túnel.

Estos testigos relataron cómo el capo compraba toneladas de cocaína en Colombia a tres mil dólares el kilo y las transportaba hasta México en submarinos semisumergibles, aviones, barcos pesqueros o contenedores comerciales, a veces con escalas en Ecuador, Guatemala, Belice, República Dominicana y Honduras.

Y cómo la droga llegaba finalmente a Estados Unidos por túneles, escondida en latas de jalapeños en trenes, en camiones de gasolina o en compartimentos secretos en automóviles, y era revendida aquí en hasta por 35.000 dólares el kilo.

Todo gracias a la complicidad de corruptos funcionarios de México que recibieron millones en sobornos, incluidos hasta supuestamente expresidentes.

El juicio de Joaquín El Chapo Guzmán fue un fascinante viaje a uno de los mayores y más despiadados carteles de la droga y a la vida cotidiana del capo en la clandestinidad de las sierras de Sinaloa, su estado natal, un drama con un casting impresionante: sus propios protagonistas.

La fiscalía convocó al proceso a 56 testigos, desde exsocios del Chapo a agentes del FBI, la DEA y otras agencias del gobierno, así como a funcionarios de varios países latinoamericanos.

El jurado escuchó conversaciones de El Chapo con sus socios grabadas por soplones a escondidas y otras interceptadas por el gobierno, y leyó decenas de sus mensajes de texto encriptados, así como cartas que le envió a su mano derecha desde la cárcel. También vio ladrillos de cocaína, granadas, lanzagranadas y rifles de asalto incautados o destinados al capo.

Pero, sobre todo, escuchó innumerables relatos de la vida y obra del capo contados por 14 de sus exsocios: secretarios, pilotos, un sicario, un gerente, un contador, sus mayores proveedores de cocaína en Colombia, su mayor traficante en Estados Unidos, su jefe de comunicaciones y hasta una ex amante que se escapó con él desnudo por un túnel.

Estos testigos relataron cómo el capo compraba toneladas de cocaína en Colombia a tres mil dólares el kilo y las transportaba hasta México en submarinos semisumergibles, aviones, barcos pesqueros o contenedores comerciales, a veces con escalas en Ecuador, Guatemala, Belice, República Dominicana y Honduras.

Y cómo la droga llegaba finalmente a Estados Unidos por túneles, escondida en latas de jalapeños en trenes, en camiones de gasolina o en compartimentos secretos en automóviles, y era revendida aquí en hasta por 35.000 dólares el kilo.

Todo gracias a la complicidad de corruptos funcionarios de México que recibieron millones en sobornos, incluidos hasta supuestamente expresidentes.

Local

En Sonora se ha detectado venta de paquetes de viajes falsos

Se exhorta a la ciudadanía a tomar precauciones para no ser estafados

Local

Diputados locales sesionarán en vacaciones

Acordaron realizar sesiones extraordinarias durante mayo y agosto

Policiaca

Despiden al Sub Oficial Humberto Acuña Acuña

Por más de 25 años sirvió con profesionalismo y entrega a la Policía de Hermosillo; hoy sus amigos y compañeros le rinden homenaje de cuerpo presente

Local

En Sonora se ha detectado venta de paquetes de viajes falsos

Se exhorta a la ciudadanía a tomar precauciones para no ser estafados

New Articles

Joven libra la muerte durante Viacrucis

Los hechos ocurrieron la noche del jueves en el templo de San Sebastián.

Justicia

Cártel de Santa Rosa de Lima vuelve a amenazar a AMLO

La intimidación surge tras un enfrentamiento en Celaya que dejó una persona muerta

Local

En mayo se contratarán más operadores de transporte urbano

Con la llegada de nuevas empresas que operarán el servicio se reactivará la totalidad de concesiones

Local

Diputados locales sesionarán en vacaciones

Acordaron realizar sesiones extraordinarias durante mayo y agosto

Sociedad

Cambia marcación a nivel nacional; desaparecen prefijos 01, 044 y 045

A partir del 3 de agosto la marcación nacional en México se simplifica para usuarios de telefonía