/ sábado 21 de septiembre de 2019

Corren rumores | No hay, no hay

Malas noticias… Sin duda que son malas, muy malas noticias las que se dieron a conocer en la semana para las finanzas estatales, y no sólo las públicas, sino también las privadas, porque el secretario de Hacienda, Raúl Navarro, fue claro al advertir que no hay, no hay… y lo peor, que no habrá. Porque los apoyos vía presupuesto federal serán del 3%, lo que en términos reales significa que quedará por debajo del crecimiento económico y la inflación del próximo año. Recordar que la mayor parte del presupuesto estatal se va a gasto corriente y por lo mismo no habrá para inversión. Y si no hay obra pública habrá un frenón para el sector privado. En pocas palabras, el año entrante el Gobierno Estatal tendrá las manos amarradas en cuestión presupuestal y seguramente para el 2021, no sólo serán las manos sino también los pies y hasta le van a vendar los ojos. Sonora es botín apetitoso.

Tablita de salvación… Dentro de los males hay algunas aspirinitas para los dolores de cabeza presupuestales, como son los programas sociales del Gobierno Federal, que en parte vendrán a aliviar las presiones de esos sectores que estarán recibiendo estas ayudas. Aunque claro, todo mundo sabe que lleva un fin clientelar y electoral, pero eso siempre ha sido. De hecho es un programa de viejo PRI, por lo que no debe llamarse a sorpresa. Estos millones que se inyectarán a la economía vía pensiones, becas y apoyos, son directo a consumo, y no dejan obra de infraestructura. Sólo salva al sector comercio. Pero, diría la abuelita, algo es algo.

Bájenle a su rollo… Este panorama que pinta para llorar, está bien el llamado que le hacen a los diputados a que le bajen a su fábrica de ocurrencias legislativas. Porque luego les da por presentar iniciativas las cuales por obvias razones tienen carga presupuestal, la cual parece que quieren resolverla con una varita mágica, cuando ellos, que revisan el presupuesto, saben que no hay, no hay. A menos claro, que los H diputados se animaran a crear nuevos impuestos, cosa que sabemos no lo harán. Entonces, como que más vale que se ajusten a la realidad. Ahora, si quisieran aventarse cargas fiscales estatales que se den una vuelta por la regularización de carros chuecos y todos los vicios legales. Ahí pueden encontrar algo.

A tocar puertas… Este futuro gacho obligará a los alcaldes a también tocar puertas por todos lados. La chiquillada, que no tiene acceso a las puertas federales, pues a hacer antesala en Palacio de Gobierno o saben qué, hagan una invitación a la Gobernadora para que los visite en gira. Ahí le mandan a vecinos y líderes sociales a que pidan apoyo. Y a lo mejor, a lo mejor consiguen algo. En cuanto a los alcaldes de municipios grandes, esos pueden ir a tocar puertas federales, como es el caso de la alcaldesa Rosario Quintero, a quien saludamos en la CDMX, precisamente en esos menesteres. Y me aseguró que le fue bien. Pues más vale porque insistimos, se viene un año difícil. Por cierto, su tesorero nos presumió de haber conseguido una partida especial de 14 millones. No hay de otra, a tocar las puertas y tienen una muy buena que se llama Alfonso Durazo.

Club Primera Plana… Con un ambiente muy emotivo, ayer se llevó a cabo la ceremonia donde el Club Primera Plana como parte de la celebración de su 60 aniversario, hizo un reconocimiento a colegas periodistas de todo el país. El evento fue en el Teatro Ciudadela que estuvo a reventar porque los colegas llegaron con familias y amigos. Durante la celebración cabe destacar el discurso del presidente de esta organización de periodistas, José Luis Uribe Ortega, quien denunció la violencia de que es víctima el gremio en México y que un verdadero flagelo al que hay que combatir. Pero el mejor discurso sin duda fue el del diputado Jorge Gaviño quien dijo que los periodistas no deben estar a favor de ninguna ideología, sino que deben estar a favor de la verdad. A nombre de los colegas habló la directora de la revista Énfasis, Verónica Jiménez, quien atinadamente dijo que actualmente a los periodistas nos matan de todas las formas posibles, refiriéndose a los linchamientos en las redes sociales. Pero sin duda que la que se llevó las palmas fue la primera galardonada, doña Rosa Margot Ochoa, por 80 años de ejercer la profesión del periodismo. Y tuvo la voluntad de pasar al estrado en silla de ruedas a recibir su reconocimiento.

Sonorenses reconocidos… Una buena tanda de sonorenses fue mencionada para este reconocimiento, aunque algunos no pudieron asistir pero se les consideró por su trayectoria. Entre los que pasaron estuvieron por diferentes años en el oficio: Carlos Moncada, Javier Romero, Felipe Medina, Irisdea Aguayo, Amalia Escobar, Martha Obeso, Ernesto Gutiérrez, David y Feliciano Guirado, Jaime Almada, Noé Becerra, Silvia Manríquez, Luis Alberto Duarte, Juan Manuel Velarde y el que escribe. Si me faltó alguno de los que pasaron mea culpa porque al final como buen evento de periodistas, nos hicimos bola.

Final feliz… Miren con todo, hay que destacar esta magnífica idea de reconocer la trayectoria de los colegas, sobre todo los que andan por arriba de los 60 años y qué bueno que fue en vida, hermano, en vida. Pero además, fue ante el mismo gremio también es muy importante. A los que no asistieron, hay la idea de hacer una pequeña ceremonia para entregarlos de manera formal en Sonora. Buena idea.

En tanto, que mejor que se porten bien y recuerden lo que digo El Chúpilas, llegar cola al columpio, es vivir en el error. Sale.

Malas noticias… Sin duda que son malas, muy malas noticias las que se dieron a conocer en la semana para las finanzas estatales, y no sólo las públicas, sino también las privadas, porque el secretario de Hacienda, Raúl Navarro, fue claro al advertir que no hay, no hay… y lo peor, que no habrá. Porque los apoyos vía presupuesto federal serán del 3%, lo que en términos reales significa que quedará por debajo del crecimiento económico y la inflación del próximo año. Recordar que la mayor parte del presupuesto estatal se va a gasto corriente y por lo mismo no habrá para inversión. Y si no hay obra pública habrá un frenón para el sector privado. En pocas palabras, el año entrante el Gobierno Estatal tendrá las manos amarradas en cuestión presupuestal y seguramente para el 2021, no sólo serán las manos sino también los pies y hasta le van a vendar los ojos. Sonora es botín apetitoso.

Tablita de salvación… Dentro de los males hay algunas aspirinitas para los dolores de cabeza presupuestales, como son los programas sociales del Gobierno Federal, que en parte vendrán a aliviar las presiones de esos sectores que estarán recibiendo estas ayudas. Aunque claro, todo mundo sabe que lleva un fin clientelar y electoral, pero eso siempre ha sido. De hecho es un programa de viejo PRI, por lo que no debe llamarse a sorpresa. Estos millones que se inyectarán a la economía vía pensiones, becas y apoyos, son directo a consumo, y no dejan obra de infraestructura. Sólo salva al sector comercio. Pero, diría la abuelita, algo es algo.

Bájenle a su rollo… Este panorama que pinta para llorar, está bien el llamado que le hacen a los diputados a que le bajen a su fábrica de ocurrencias legislativas. Porque luego les da por presentar iniciativas las cuales por obvias razones tienen carga presupuestal, la cual parece que quieren resolverla con una varita mágica, cuando ellos, que revisan el presupuesto, saben que no hay, no hay. A menos claro, que los H diputados se animaran a crear nuevos impuestos, cosa que sabemos no lo harán. Entonces, como que más vale que se ajusten a la realidad. Ahora, si quisieran aventarse cargas fiscales estatales que se den una vuelta por la regularización de carros chuecos y todos los vicios legales. Ahí pueden encontrar algo.

A tocar puertas… Este futuro gacho obligará a los alcaldes a también tocar puertas por todos lados. La chiquillada, que no tiene acceso a las puertas federales, pues a hacer antesala en Palacio de Gobierno o saben qué, hagan una invitación a la Gobernadora para que los visite en gira. Ahí le mandan a vecinos y líderes sociales a que pidan apoyo. Y a lo mejor, a lo mejor consiguen algo. En cuanto a los alcaldes de municipios grandes, esos pueden ir a tocar puertas federales, como es el caso de la alcaldesa Rosario Quintero, a quien saludamos en la CDMX, precisamente en esos menesteres. Y me aseguró que le fue bien. Pues más vale porque insistimos, se viene un año difícil. Por cierto, su tesorero nos presumió de haber conseguido una partida especial de 14 millones. No hay de otra, a tocar las puertas y tienen una muy buena que se llama Alfonso Durazo.

Club Primera Plana… Con un ambiente muy emotivo, ayer se llevó a cabo la ceremonia donde el Club Primera Plana como parte de la celebración de su 60 aniversario, hizo un reconocimiento a colegas periodistas de todo el país. El evento fue en el Teatro Ciudadela que estuvo a reventar porque los colegas llegaron con familias y amigos. Durante la celebración cabe destacar el discurso del presidente de esta organización de periodistas, José Luis Uribe Ortega, quien denunció la violencia de que es víctima el gremio en México y que un verdadero flagelo al que hay que combatir. Pero el mejor discurso sin duda fue el del diputado Jorge Gaviño quien dijo que los periodistas no deben estar a favor de ninguna ideología, sino que deben estar a favor de la verdad. A nombre de los colegas habló la directora de la revista Énfasis, Verónica Jiménez, quien atinadamente dijo que actualmente a los periodistas nos matan de todas las formas posibles, refiriéndose a los linchamientos en las redes sociales. Pero sin duda que la que se llevó las palmas fue la primera galardonada, doña Rosa Margot Ochoa, por 80 años de ejercer la profesión del periodismo. Y tuvo la voluntad de pasar al estrado en silla de ruedas a recibir su reconocimiento.

Sonorenses reconocidos… Una buena tanda de sonorenses fue mencionada para este reconocimiento, aunque algunos no pudieron asistir pero se les consideró por su trayectoria. Entre los que pasaron estuvieron por diferentes años en el oficio: Carlos Moncada, Javier Romero, Felipe Medina, Irisdea Aguayo, Amalia Escobar, Martha Obeso, Ernesto Gutiérrez, David y Feliciano Guirado, Jaime Almada, Noé Becerra, Silvia Manríquez, Luis Alberto Duarte, Juan Manuel Velarde y el que escribe. Si me faltó alguno de los que pasaron mea culpa porque al final como buen evento de periodistas, nos hicimos bola.

Final feliz… Miren con todo, hay que destacar esta magnífica idea de reconocer la trayectoria de los colegas, sobre todo los que andan por arriba de los 60 años y qué bueno que fue en vida, hermano, en vida. Pero además, fue ante el mismo gremio también es muy importante. A los que no asistieron, hay la idea de hacer una pequeña ceremonia para entregarlos de manera formal en Sonora. Buena idea.

En tanto, que mejor que se porten bien y recuerden lo que digo El Chúpilas, llegar cola al columpio, es vivir en el error. Sale.

sábado 06 de junio de 2020

Corren rumores | Que no deje huella

lunes 01 de junio de 2020

Corren rumores | La ruleta rusa

sábado 30 de mayo de 2020

Corren rumores  | Un mal escenario

viernes 29 de mayo de 2020

Corren rumores | Tengo la boca chueca

miércoles 27 de mayo de 2020

Corren rumores | Las barbosadas de Barbosa

lunes 25 de mayo de 2020

Corren rumores | Una semana crucial

Cargar Más